Santiago de Compostela, lunes 2 de Diciembre de 2013

El hotel Eurostars Araguaney apuesta por menús con “productos de calidad de la zona” para las comidas y cenas de Navidad

Los menús estándar pueden personalizarse con cocina de mercado


José Manuel Fernández Lorenzo, responsable del Área de Restauración del Restaurante Caney:
“La tendencia actual la marca el picoteo”


El hotel Eurostars Araguaney ha elaborado cinco menús diferenciados para las comidas y cenas de estas fiestas navideñas. Son menús que se adaptan a las necesidades de cada cliente, con propuestas gastronómicas para todos los gustos, enfocadas a las celebraciones en grupo, con precios muy ajustados pero sin dejar de lado la calidad de los productos.

Las composiciones de los menús se han basados en las preferencias y experiencias gastronómicas de los clientes. Según el responsable del Área de Restauración del Restaurante Caney, José Manuel Fernández Lorenzo, la idiosincrasia del cliente de la zona ha demostrado que lo más idóneo es crear menús con algo para picar y compartir en el centro de la mesa y a continuación un primer y segundo plato de pescado y carne. “La tendencia actual la marca el picoteo” –indica Fernández Lorenzo–.

El restaurante presenta los menús identificados con nombres llamativos y navideños, que no llevan a confusión: menú San Nicolás, Muérdago, Panxoliña, Campanillas y 25. Los menús sirven de guía para no desvirtuar los precios de mercado. El responsable del Área de Restauración destaca que se trata de sugerencias con gran salida dada la situación económica actual, pero siempre sin abandonar la “calidad”, utilizando productos de alta gama. “Trabajamos con productos de la zona de una calidad superior” –apunta–. Además, Fernández Lorenzo explica que los menús estándar pueden personalizarse con cocina de mercado o platos de plaza.

Como cortesía del momento y a modo de bienvenida, el restaurante ofrece una copa de cava y unos aperitivos mientras se espera para pasar a la mesa. Para dar más empaque a los platos, el restaurante ofrece en todos los menús un sorbete de limón al limoncello, mojito cubano o frambuesa para limpiar el paladar. “Nuestro objetivo es que los comensales se lean los menús con detenimiento y reflexionen sobre las diversas opciones gastronómicas para valorar el conjunto” –destaca José Manuel Fernández Lorenzo–.


















La sala de exposiciones del hotel Eurostars Araguaney acoge una muestra del pintor santiagués Manuel Vázquez Alemán


“Mi obra da vida a una figuración de tono alegre, con mucho color y libertad en el dibujo”


Son más de 30 pinturas de paisajes, figuras y bodegones 


 El artista compostelano Manuel Vázquez Alemán inaugura mañana jueves, día 5, una exposición de pintura en la sala de exposiciones del Hotel Eurostars Araguaney, a las 20:30 horas.


La muestra está compuesta por más de 30 obras de formato pequeño y mediano, realizadas en acuarela, óleo y pintura acrílica. Son cuadros del último año que representan naturalezas muertas, figuras, paisajes, llenas de color y con algún gesto humanizado, además de otras de carácter abstracto. “Mi obra da vida a una figuración de tono alegre, con mucho color y libertad en el dibujo” –indica Vázquez Alemán–.


En la obra de Vázquez Alemán se pueden diferenciar entre dos tipos de trabajos, una tendencia de paisajes, con vistas generales de puertos, plazas y galerías de ciudades que se

construyen con manchas de color, y pinturas con escenas de personajes concretos, como músicos o mujeres, y bodegones donde el artista hace un inteligente uso del dibujo.


Manuel Vázquez Alemán (Santiago de Compostela, 1946) realiza su primera exposición en 1964 en el Círculo de las Artes de Lugo, para años después continuar con el trabajo expositivo con más de medio centenar de muestras en ciudades como Baiona, Vigo, A Coruña, Ourense, Pontevedra, Ponferrada, Santiago y Madrid, y también en otros países como Francia y Portugal. Está representado en colecciones institucionales y privadas de España, Alemania, Bélgica, Francia, Italia, Gran Bretaña, Noruega, Portugal, Hong Kong, EE.UU., Argentina y México. Destacan la Colección Príncipe de Asturias, Presidencia de la Xunta de Galicia, Fundación Rodríguez Iglesias, Museo “M. Torres” (Marín-Pontevedra), Colección Paradores Nacionales y Casa de Brasil (Madrid), entre otras. Entre sus últimas muestran destacan las expuestas en la Casa de Galicia de Madrid, en la Sala de Exposiciones Caixanova de Vigo o en el Hostal de los Reyes Católicos de  Santiago.  También ha participado en otras muestras colectivas.


La exposición, que permanecerá abierta hasta el 21 de diciembre, se podrá visitar todos los días en horario de 12:00 a 14:00 horas y de 17:30 a 21:30 horas.



 

Llega febrero, y con él nuestro tradicional cocido.

En el mes de febrero el cocido será el protagonista de nuestra carta. martes, jueves y sábados en carta menú degustación de cocido y cualquier día de la semana bajo encargo (4 pax mínimo)
Un menú en el que utilizamos los mejores ingredientes: "cacheira", lacón, jarrete de ternera gallega, grelos de Sigüeiro, patatas de Coristanco, chorizos de Lalín, repollo del país.

Si hay un plato representativo de la cocina gallega, además del excelente “pulpo a feira”, ese es el cocido.
Plato totalmente distintivo de cada región de la península, y en todas ellas distinguido de gran reconocimiento, aunque con bastante diferencias entre ellos.
 
El cocido gallego, es quizás, el mas abundante y calórico de todos ellos, aunque el mas pródigo en ingredientes y en mi opinión, el mas completo en sabores y matices, ya que son varios platos en uno, empezando por la sopa realizada con el agua de la cocción de las carnes, y acompañando con las carnes por un lado, y verduras, patata y chorizo por otro, combinando al gusto de cada cual.
 
Es más abundante y similar en sus ingredientes a otros del norte y noroeste de España. No puede faltar en él el tocino, distintas variedades de chorizo (de carne o de cebolla) y diversas piezas de carne de cerdo salado, como lacón, oreja, la cacheira o cachucha (cabeza), costilla y morro, entre otros, y según la región, se le agrega carne de res y de aves de corral, habitualmente gallina o capón. Todo esto se acompaña, como en otros lugares, de diversas hortalizas (grelos, naviza, berza, repollo, etcétera) y legumbres (tradicionalmente fabas, es decir, alubias blancas, pero que por influencia de otros cocidos se sustituye hoy en muchos sitios por garbanzos). 
 
Al igual que en el lacón con grelos, durante la cocción se suele añadir un trozo de unto, una grasa que no se come pero proporciona un característico sabor al derretirse en el caldo. Se prepara en abundancia, procurando que sobre para poder recalentarlo y consumirlo al día siguiente con un sabor más amalgamado, y al igual que la mayoría de los guisos, su sabor mejora con la preparación el día anterior.
 
Dependiendo de la región de Galicia, tambien existen diferencias entre ellos.
 
En la zona de costa, es mas habitual usar habas que garbanzos, por ejemplo. En la zona de terra Chá, es muy común el uso de las carnes ahumadas en contra de las saladas. Según la zona, se usan solo grelos, o grelos y repollo a partes iguales. Es un plato muy característico a partir del tiempo de matanza, desde comienzo de invierno hasta entrada de primavera, aunque en casi todas las zonas se concentra la época de cocido en el mes de carnaval, siendo asimismo tradicional el terminar la comida con filloas y miel.

Como adelanto nuestro jefe de cocina, Pedro Lestón os "regala" esta receta de cocido par que podáis ir practicando en vuestras casas.



 



RECETA DE COCIDO

Ingredientes
½ Cabeza de cerdo curada
½ Lacón curado (aprox. 1 kg)
Espinazo (aprox. 1,5 kg)
2 Rabos salados (aprox. 250 gramos)
Tocino veteado (aprox. 750 gramos)
Costilla salada entera o en tiras (aprox. 750 gramos)
3 Morros salados
5 Orejas saladas
5 Uñas saladas
10 Chorizos de Lalín
5 Chorizos cebolleros
4 Lenguas saladas
1 Gallina de casa (aprox. 1 kg)
Ternera: falda o jarrete (aprox. 750 gramos)
2 trozos de grasa: (200 gramos)
Garbanzos (1 kg)
Grelos (6 manos de 1 kg cada uno)
Patatas (aprox. 1,5 kg)
 
Preparación
 
Cuatro días antes: poner el lacón a desalar en agua fría y, a poder ser, en nevera para evitar que capte malos olores. Es necesario cambiar el agua cada 24 horas.
Dos días antes: lavar cuidadosamente toda la carne de cerdo (espinazo, costilla, cabeza, rabo, morros, orejas, etc.) y ponerla a desalar e hidratar también en agua fría, cambiando el agua a las 24 horas.
Un día antes: poner a remojo los garbanzos.
 
Actualmente, podemos obviar esos pasos, comprando las carnes ya en punto de sal, algo común en los supermercados.
 
Elaboración
 
Se ponen las carnes a hervir en un pote u olla partiendo de agua fría. Cuando comience a hervir, incorporar los garbanzos que se han tenido en remojo toda la noche. Dejar cocer todo a fuego lento durante dos horas, espumando continuamente el caldo. Pasado este tiempo, retirar las carnes, que se mantienen calientes, para meter en el caldo los chorizos, las patatas peladas y los grelos. Dejar los nuevos ingredientes del caldo treinta minutos más al fuego, momento en que se comenzarán a sacar las fuentes del cocido a la mesa. Las carnes calientes con caldo, por un lado. Las garbanzos en otra fuente con los grelos y las patatas.
 
Aparte de la elaboración, en el cocido cobra especial relevancia el modus operandi o procedimiento. Se deben mantener los grelos y las patatas siempre calientes y finalizar la comida, con una buena taza de caldo del cocido.  Otro de los manjares de este plato es hacer unas filloas con su caldo, para introducirlas en el banquete como acompañamiento de los chorizos.
 
Una manera cómoda y eficaz de reciclar los sobrantes, es cocer todas las carnes en una olla, y con esa agua, cocer aparte todos los ingredientes en diferentes ollas, para de esa forma, poder reservar el sobrante para su posterior consumo.

MÁS INFORMACIÓN: CANEY.ES





Pág. 9 de 17